Descarga automática

Las descargas automáticas infectan los equipos con malware cuando los usuarios visitan un sitio web malicioso.

Las descargas automáticas se producen sin que los usuarios se den cuenta. Con solo visitar un sitio web infectado, el programa malicioso puede descargarse y ejecutarse en el ordenador. El programa malicioso aprovecha las vulnerabilidades del navegador (y los complementos) para infectar el equipo.

Los ciberdelincuentes atacan sitios web legítimos continuamente para secuestrarlos e inyectar código malicioso en las páginas. Así, cuando los usuarios visitan ese sitio legítimo (aunque secuestrado), el código infectado se carga en el navegador, iniciando el ataque automático. De esta forma, los delincuentes pueden infectar los equipos de los usuarios sin tener que engañarles para que visiten un sitio web específico.

Para protegerse contra las descargas automáticas, es aconsejable utilizar programas de protección de estaciones de trabajo y filtrado de seguridad web. (Consulte Exploit)

Descargar Diccionario de amenazas
Descargar